17 de enero de 2013

MACARRONES GRATÍN

La pasta me encanta en cualquiera de sus versiones. Además creo que hay infinidad de formas de prepararla y combinaciones de ingredientes para acompañarla.
Esta versión al gratín era la primera vez que la probaba y es muy fácil de hacer.



Para dos personas necesitamos:
500g  de macarrones
50g de pan rallado
100g de queso rallado
tomate frito
sal y pimienta
margarina

Primero tenemos que hervir la pasta en abundante agua con un chorrito de aceite y sal. Cuando estén listos los escurrimos y devolvemos a la cacerola para mezclarlos con el tomate frito. Añadimos un poco de pimienta.
Untamos un recipiente apto para el horno con margarina.
Cubrimos el fondo con pan rallado y queso rallado. Ponemos una capa de macarrones. Volvemos a poner una capa de pan rallado y queso rallado, y el resto de los macarrones. 
Para terminar echamos el pan y el queso que nos quede y lo metemos al horno a gratinar durante unos minutos.



Con esta receta he descubierto otra forma de preparar la pasta, y por lo rica que estaba no creo que sea la última. Besos!

3 comentarios:

Marta Dolce far Niente dijo...

Una propuesta perfecta para hacer algo de vida sana antes de los carnavales!!! :-) A mi las cremitas me encantan. Besotes!!!

Miss Migas dijo...

Vaya, con pan rallado por encima eh!?
Nunca l he probado así. Eso sí, nos encantan los macarrones gratinados en casa, qué ricos!
Besotes

LA MANZANA VERDE dijo...

Hola amiga, unos macarrones riquisimos, te felicito por este blog, un saludo de sole